¡Ven a verme, jefe!

Autor: Instituto Arbinger
Fecha: octubre 10, 2018

¿Te encoges al pensar en la visita de tu jefe? Jefes, ¿vuestra presencia causa ansiedad a vuestros equipos? Si es así, te interesará conocer esta vieja lección del Ejército.

Por Brady Reed, Gerente de Cuentas Estratégicas, Instituto Arbinger

Hace unos años, cuando era un joven teniente, asistí al Curso de Carrera del Capitán para prepararme para la dirección de la compañía y otros puestos similares a nivel de mandos intermedios en el ejército. Un conferenciante invitado, el teniente coronel Charles "Chuck" Haven, se dirigió a nuestra clase. Dijo que debíamos presumir de nuestras tropas invitando a nuestros jefes a inspeccionarlas u observarlas en acción.

Sinceramente, esta idea me pareció bastante absurda. Ya había participado en innumerables eventos parecidos y, en mi experiencia, las personas arreglaban las cosas solo porque sabían que el jefe (o en el ejército, "el viejo") iba a venir. En esas situaciones, no había sentido de "orgullo" sino mucho "aparentar" el tiempo suficiente para impresionar al jefe.

Frustrado y con cierto escepticismo, le solté al Teniente Coronel: "¿Qué diferencia hay entre eso y un espectáculo de "marionetas"(es decir, falso)?” Lamenté la frase en cuanto la hube pronunciado. Llegué a arrepentirme aún más cuando me asignaron poco después una nueva operación con la 1ª División de Caballería en Fort Hood, Texas. Aparentemente, Chuck, el teniente coronel, era mi nuevo jefe. (¡Vaya!) Trabajé para él durante más de dos años como oficial de personal y luego como uno de los comandantes de su compañía.

Lo que aprendí fue que Chuck tenía razón. Deberíamos invitar a nuestros jefes a observar el desempeño de nuestros colaboradores en cualquier organización: ya sea sin ánimo de lucro, militar, comercial, etc.

Por qué deberías decir: "¡Ven a verme, jefe!"

Nuestros equipos, nuestros jefes y nosotros mismos nos beneficiamos de esta observación de varias maneras.
Primero, el jefe debe conocer a su gente y su rendimiento. Ésta es su responsabilidad. Al invitar a nuestro jefe a que nos observe a nosotros y a nuestros colaboradores directos, le ayudamos a tomar conciencia.
Segundo, la invitación dice mucho sobre nosotros como líderes: estamos dispuestos a ser observados y (con suerte) criticados para mejorar, tanto nuestro desempeño personal, como el de nuestros colaboradores directos.
También demuestra que nos preocupamos por los resultados. Este gesto incluso muestra coraje y confianza.

Los jefes necesitan y desean obtener esta actitud de sus equipos—desean oír algo como: "Ven a verme, jefe. ¡Mira lo que estamos haciendo ahora y danos feedback para que ser mejores mañana!"
Finalmente, podemos aprender mucho sobre nosotros mismos como líderes cuando le pedimos a nuestros supervisores que observen a nuestros colaboradores directos. Si realmente nos hemos preocupado por ellos lo suficiente como para ayudarles a mejorar y desarrollarse, entonces somos el tipo de líder que necesitan. Si no es así, como mínimo recibiremos sugerencias e ideas para mejorar como líderes.
Dejar que nuestro jefe observe a nuestro equipo puede ser difícil, pero también es una experiencia gratificante.
Sin embargo, hay una advertencia importante a tener en cuenta. El evento observado no debe ser un "desfile de disfraces" en el que los colaboradores directos actúan o se comportan mejor de lo normal solo para impresionar al jefe. Todo lo contrario, debe consistir en el desempeño genuino de sus responsabilidades y capacidades reales.

¿Y para los jefes?

Como líderes, cuando se nos invita a observar a nuestros colaboradores directos, debemos recordar que pueden estar ansiosos y nerviosos. También pueden ser escépticos y preguntarse si estamos allí para una "demostración" de liderazgo o para ser un verdadero líder. Sea cual fuere, lo estaremos comunicando de todos modos.
Un líder con una mentalidad fuera de la caja marca la diferencia. Se nota cuando ve a las personas como personas, tanto por su modo de estar como por su modo de comunicarse.

Un líder con una mentalidad fuera de la caja reconoce el buen trabajo desde un lugar genuino de aprecio y admiración. Igual que el feedback constructivo que ofrecemos como líderes proviene de un intento sincero de ayudar al crecimiento y desarrollo de nuestros equipos.

En cambio, cuando estamos dentro de la caja, nuestra apreciación parece hueca (porque lo es). Como resultado, la crítica puede recibirse con resentimiento o confusión.
Nuestros colaboradores directos se darán cuenta de la diferencia. Ellos sabrán cuál es nuestra mentalidad. Lo sentirán. La próxima vez que aparezcamos con una mentalidad fuera de la caja, no solo nos darán la bienvenida, sino que también estarán contentos del valor que aportemos a sus vidas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Argos Honduras, un caso de éxito de como romper silos y aumentar la capacidad de producción en 2 millones de euros

En Argos Honduras trabajan más de 200 personas y de forma indirecta da trabajo a más de 2.500. Participan en proyectos relevantes de infraestructura como la construcción de varias carreteras, el Aeropuerto Internacional y el nuevo edificio del Banco Central.  Reconocidos por octavo año consecutivo con el Índice Global de Sostenibilidad Dow Jones como una […]

Ver artículo
La lista definitiva de estadísticas de cultura corporativa para 2023

La cultura corporativa son los valores, creencias y comportamientos compartidos que guían las interacciones de una organización con sus empleados, clientes y partes interesadas. Una cultura corporativa fuerte puede impactar positivamente en el compromiso, la retención, la productividad y el rendimiento general de tu empresa. No darle prioridad puede tener graves consecuencias. En esta publicación, […]

Ver artículo
El coste de estar dentro de la caja: cómo un cambio de mentalidad puede afectar a tus resultados

Cualquier organización exitosa sabe que un cambio duradero requiere, como mínimo, la capacidad de realizar una transición. Imitar éxitos anteriores y viejos manuales simplemente no es una opción viable. Sorprendentemente, cuando se trata de los desafíos del desempeño del equipo, del compromiso de los empleados y del desarrollo del liderazgo, muchas organizaciones parecen conformarse con […]

Ver artículo
Marisa Clares nos comparte su experiencia con arbinger aplicada a conversaciones de feedback, gestión de conflictos y silos

Soy Marisa Clares, directora de personas de BSM Barcelona de Serveis Municipals, una empresa de 1800 personas, y quería compartir mi experiencia en el enfoque de las conversaciones de feedback y en la utilización de una de las herramientas más potentes que conozco. Y quería empezar por compartir la historia de un fracaso. En BSM, […]

Ver artículo
Entrevista a Gorka Barañano

Entrevista a Gorka Barañano Director de Marketing y Estrategia de Vaillant Group Ver entrevista Gorka, ¿a qué se dedica Vaillant Group? VAILLANT GROUP es una empresa multinacional de origen alemán que factura en torno a los 3.400 millones de euros. Nos dedicamos al mundo de la climatización y la calefacción, y tenemos en España dos […]

Ver artículo
Impacto positivo sobre las personas

En un mundo en el que el trabajo es cada vez más innovador y los entornos laborales están cambiando rápidamente, el impacto positivo de las personas se ha convertido en un factor fundamental. La creación de un ambiente saludable, donde se promueva el trabajo en equipo, la creatividad y la colaboración, es un componente clave para el éxito de una empresa. Además, los empleados tienen una gran responsabilidad al promover los valores y principios de la organización, ya que esto contribuye a mejorar la productividad y la satisfacción laboral.

Ver artículo
Redefiniendo la Gestión del Desempeño

Por Michael Lazan, de Instituto Arbinger Los sistemas de gestión del desempeño varían ampliamente de una organización a otra, pero hay un aspecto que es común entre las organizaciones: la mayoría de los gerentes de línea los odian. Consideren las siguientes tres preguntas: Dado que los gerentes detestan trabajar en los sistemas de gestión del […]

Ver artículo
¿Por qué es importante el impacto que tenemos en los demás?

En Arbinger nos enfocamos en ayudar a las organizaciones a mejorar su desempeño a través de la mejora de las relaciones entre las personas.  Solucionamos problemas de personas y entre personas. Y lo hacemos utilizando un método distinto a los demás. Uno de los aspectos en los que más nos centramos es en el impacto. […]

Ver artículo
Conversaciones de feedback efectivas y enriquecedoras

Las conversaciones de feedback entre el mánager y quien le reporta son fundamentales para el desarrollo de ambos y de gran impacto en la consecución de los objetivos fijados para la persona, el área y la organización.

Ver artículo
Construyendo una organización inclusiva

La clave para construir una organización inclusiva es ser auténtico/a: la gente responde a lo que es real, genuino.

Ver artículo
crossmenu